NARRATIVAINVESTIGACIÓNDATOS

Search
Ilustración para podcast sobre la ausencia de mujeres mayas en el Congreso de Guatemala. Ilustraición: Diego Orellana.
23 mins de lectura

COMPARTIR

PODCAST | La ausencia de mujeres indígenas en el Congreso

TRANSCRIPCIÓN

La Ausencia de Mujeres Indígenas en el Congreso

Sonia Gutierrez

Considero que este resultado refleja el Estado racista que tenemos en nuestra sociedad y lo racista que es nuestro sistema de partidos políticos. 

Música de introducción

Narradora

Ella es Sonia Raguay actual diputada en el Congreso de la República y una de las dos mujeres electas que se auto identifican como Mayas en la próxima legislatura, reelecta por la alianza Winaq-URNG.  

No es casualidad que las mujeres Mayas hayan obtenido muy pocas curules desde el inicio de la era democrática hasta la fecha. Pero si la presencia de mujeres mayas ha sido escasa, durante estos 38 años no ha habido ni una diputada  garífuna ni xinka, lo que pone en evidencia que hay un problema de fondo. 

Para entenderlo es necesario hacer un repaso por la historia reciente del país y hablar del entramado estructural y sistemático que hace difícil la llegada de mujeres de pueblos originarios hacia los tres poderes del Estado. 

Hoy nos centraremos en el aparato legislativo, el órgano en el que se aprueban las leyes y donde muchas veces se juega el destino de Guatemala. 

Soy Amanda Chiquitó y en este episodio de No Ficción Radio hablamos con diputadas y ex diputadas mayas que obtuvieron una curul en momentos claves  de la historia reciente, Ana María Xuya, Rosalina Tuyuc, Sonia Gutierrez y Vicenta Geronimo. Ellas nos ayudarán a entender las complejidades, los prejuicios y la lucha de poderes a los que se enfrentan si quieren romper con las normas establecidas de la política tradicional.  Varias de ellas vieron una oportunidad para impulsar iniciativas encaminadas a las propuestas de organizaciones y poblaciones originarias. 

Las poblaciones Mayas, Garífunas y Xinkas suman en total seis millones quinientos mil habitantes desde el último censo poblacional y según el informe  Pueblos indígenas en Guatemala: desafíos demográficos, lingüísticos y socioeconómicos: análisis comparativo de los censos 2002 vs 2018 del Banco Interamericano de Desarrollo.  El 51% de esa cifra son mujeres, lo cual significa que los números de representación de mujeres de pueblos originarios debería ser mayor,  pero en la actualidad solo existe una representación de cuatro diputadas mayas en el Congreso de la República de 160 diputados, es decir un 2.5 %. 

Música de transición 

¿Como nace la Constitución Política de Guatemala? – Bing video

Narradora

La Asamblea Nacional Constituyente de 1984 traía como antecedente una época marcada de mucho dolor y sangre para las poblaciones originarias del país y para todo sector organizado. Estudiantes, asociaciones civiles, sindicatos incluso la iglesia, que sufrieron las consecuencias del conflicto aramado interno y sus momentos más sangrientos tras  los Golpes de Estado de 1982 y 1983, el primero protagonizado por Efraín Ríos Mont el General sentenciado por Genocidio y el segundo el General Oscar Mejia Victores.

Documental: Cuando las montañas tiemblan (1982) – YouTube

mInuto 20:45

(1) CPR RESISTENCIA OLVIDADA GUATEMALA – YouTube

11:28 

20: 45 

Narradora

En medio del conflicto armado interno se abrió una puerta para las elecciones democráticas,  con la Ley Electoral para Elección de la Asamblea Nacional Constituyente decreto ley 3 -84 que dio paso a las elecciones de 1985 y que supone el inicio de la democracia en Guatemala. 

Ana Maria Xuya

En 1985 Guatemala estaba atravesando una situación política muy muy parecida a la actual, la verdad el pueblo había sufrido mucha violencia mucha pobreza. 

Narradora

Ella es Ana Maria Xuya Cuxil, la primera diputada maya. Xuya es originaria de Tecpán Chimaltenango, una mujer maya Kaqchikel que encontró junto a su padre Victorino Xuya una motivación para participar en la política partidaria. En medio de todo el temor que enfrentaban mujeres y hombres que querían organizarse, ella dio ese paso.  Sin embargo a sus 20 años pronto sufriría en carne propia lo que muchas familias ya habían sufrido por décadas, el dolor y  la violencia de esos años crudos, el asesinato de su padre, quien también era militante de del partido Democracia Cristiana, partido con el que Ana María llegó al Congreso de la República. 

Ana María Xuya 

Entre  1980 y 1985 nuestros líderes fueron masacrados y perseguidos  todos los líderes de la Democracia Cristiana incluido a mi señor padre.  Yo seguí sus pasos y me puse a trabajar también en lo que pude.

Narradora

Durante las elecciones de 1985 Ana María fue electa como diputada por Chimaltenango, haciendo historia como la primera mujer indígena en llegar al Congreso de la República.  Ana María entró al Congreso junto a Democracia Cristiana, el partido oficial de gobierno que llevó a Vinicio Cerezo a la presidencia.  Durante el periodo de 1986 a 1990 sólo 7 mujeres obtuvieron una curul.

Guatemala 1985 -Vídeo histórico – YouTube

Ana María Xuya

Me tocó abrir el camino no sabía perfectamente tenía que empezar a abrir un camino. 

Narradora

Abrir camino no es fácil, sobre todo en un contexto en donde cientos de mujeres y familias mayas estaban en el exilio, pero había que dar los primeros pasos para poder incidir desde adentro, las miradas puestas sobre ella y las exigencias de la agenda nacional no eran nada sencillas, no obstante se dieron los primeros intentos para agendar iniciativas favorables para las poblaciones originarias.  En 1990 se creó la Academia de Lenguas Mayas de Guatemala con el decreto No. 65-90 y se impulsó una comisión específica para tratar asuntos sobre Pueblos Indígenas del cual Ana Maria fue representante. 

Música de Transición

Narradora

 Tuvieron que pasar cuatro años más para que nuevamente mujeres mayas llegaran al Congreso  y con ellas otro contexto político se acercaba para Guatemala. 

Diciembre de 1996 se firma acuerdo de paz en Guatemala. Fin de 40 años de conflicto – YouTube

La firma de los acuerdos de paz firme y duradera llegó al país después de 36 años de conflicto armado interno, en 1996 durante el gobierno de Alvaro Arzú, que había sido electo recientemente como presidente de Guatemala. 

 En el Congreso se sentían otros aires y había más apertura a escuchar las demandas de los Pueblos Originarios.  Esto tenía que ver justamente con el Acuerdo sobre Identidad y Derechos de Pueblos Indígenas, firmado un año antes, en 1995, y que formaba parte de la firma de los acuerdos de paz.  Era un ambiente de alegría y  de ilusión, así lo cuenta Rosalina Tuyuc ex diputada electa en 1995. 

Rosalina Tuyuc

 Había mucha alegría, había mucha ilusión, en recuperar la armonía de muchas familias, inclusive el encuentro.   Tenían mucha esperanza de proponer leyes.

Narradora

Rosalina ya venía de la organización y del sector de sociedad civil. Fue una de las  fundadoras de la Coordinadora Nacional de Viudas de Guatemala (CONAVIGUA)  Organización que aglutina a centenares de mujeres víctimas del Conflicto Armado Interno.   Para esa legislatura Rosalina llegó al Congreso junto a otras dos mujeres mayas, Manuela Alvarado Maya K´iche´ y Aura Marina Otzoy Maya Kaqchikel.  Rosalina y Manuela formaban parte del partido Frente Democrático Nueva Guatemala un partido de izquierda que se fundó en 1995 integrado en su mayoría por figuras sindicales.   Aura Marina  pertenecía al partido Frente Republicano Guatemalteco FRG un partido de derecha  fundado por Efraín Ríos Montt, quien encabezó la dictadura de facto en 1982 y quien años después sería llevado a los tribunales de justicia de Guatemala acusado de cometer delitos de lesa humanidad.    Durante ese periodo legislativo 13 mujeres obtuvieron una curul. 

Rosalina Tuyuc fue propuesta por su bancada para conformar la Junta Directiva del Congreso, ocupando la tercera vicepresidencia.  

Rosalina comenta que el contexto era otro y eso permitía que las tres diputadas mayas pudieran hacer alianzas, algo que en la actualidad no siempre se puede lograr por las agendas e intereses de cada partido

Rosalina Tuyuc:

Aunque Marina pertenecía al FRG sin embargo por su compromiso como mujer maya ella siempre dijo, bueno yo los voy a apoyar, siempre estuvo con nosotros para hacer el cabildeo. 

Narradora: 

Durante esta legislación Guatemala ratificó el convenio 169 de la OIT, legislación internacional que es vinculante y que garantiza el proceso de consulta en los territorios de Pueblos Originarios, la ley de Fondo de Tierras y la ley de Dignificación de las Mujeres, algunas de las propuestas que las diputadas lograron impulsar con apoyo de múltiples organizaciones de sociedad civil. 

Música de transición

Miles exigen renuncia de Otto Pérez Molina – YouTube

Guatemala paralizada tras movilización nacional contra el presidente | Noticiero | Noticias Telemund – YouTube

Narradora

El año 2015 sin duda marcó la historia de Guatemala. El país se encontraba bajo la mirada  del mundo entero, debido  a los casos de corrupción, en los que estaban vinculados la vicepresidenta de la República Roxana Baldetti y el Presidente Otto Pérez Molina. Pero detrás de esas dos figuras políticas se encontraba toda una red de personas y un entramado de corrupción que por años no había salido a la luz y que según las investigaciones de la Comisión Internacional Contra la Impunidad en Guatemala CICIG se habían agravado en ese gobierno.  Ese fue un parteaguas para todas las instituciones políticas del país, que cambiaron su discurso anticorrupción para intentar blindarse de protección a través de sus piezas en el Congreso y demás institucionalidad del país.  

Las agendas de los partidos políticos cambiaron drásticamente, las alianzas y fuerzas dentro del Congreso no eran ni la sombra de lo que fueron en los recientes años de la era democrática. 

Tras los casos de corrupción destapados en el 2015 algunos partidos políticos le apostaron  a la lucha contra la corrupción y la impunidad.

Sonia Raguay

Nuestra bancada ha impulsado una de ellas ha sido la lucha contra la corrupción y la impunidad en dos vertientes importantes una de ellas es el fuerte trabajo de fiscalización que en mi bancada hemos hecho, fiscalización a las instituciones públicas en relación al manejo de los recursos del erario público nacional. 

Narradora

Sonia Gutiérrez Raguay es Maya Poqomam, antes de iniciar su vida dentro del partido Winaq, estuvo organizada en colectivos de sociedad civil impulsando la agenda de mujeres mayas y pueblos originarios, como la Asociación de Abogados Mayas de Guatemala y Asociación de Mujeres mayas Moloj.  Antes de obtener una Curul en el Congreso se había postulado también como candidata a alcaldesa de Palín, Escuintla, el municipio de donde es originaria. 

Sonia es la actual jefa de bancada del partido Winaq, que en castellano puede interpretarse como “Persona”  un partido de izquierda fundado en 1992 por la Premio Nobel de la Paz Rigoberta Menchú Tum.    

Dentro de las iniciativas más recientes que ha apoyado se encuentran reformas a la ley del Código Municipal, la iniciativa No. 5658 ley contra el acoso callejero y otras formas de violencia contra la mujer, iniciativa No. 2022 ley que declara a Guatemala territorio libre de minería metálica extractivista.  

En la actualidad a Sonia le preocupa el resultado de estas elecciones, pues se avizora un panorama desafiante,  ya que se reduce la representación de mujeres mayas en el Congreso y como lo mencionó al inicio de este podcast, esto tiene que ver con cómo está diseñado el sistema de partidos políticos y el sistema racista sobre el que asientan sus bases, la fundación de este Estado y los números lo demuestran. 

Música de transición

Narradora

Durante el inicio de la era democrática han sido electas 13 Mujeres Mayas.

Además de Ana María Xuya, Rosalina Tuyuc, Sonia Gutierrez Raguay y Vicenta Geronimo, también han sido electas otras mujeres mayas. En 1995 dos mujeres mayas más entraron al Congreso, Manuela Alvarado por el Frente Democratico Nueva Guatemala y Aura Marina Otzoy por el Frente Republicano Guatemalteco. En 1999 fue electa una, Aura Marina Otzoy por el partido Frente Republicano Guatemalteco FRG. En  2003, el Congreso volvió a tener una única representante de los pueblos mayas,   Aura Marina Otzoy, quien volvió a resultar electa por el FRG.  En las elecciones del  2007  fueron  cuatro las mujeres mayas que entraron al hemiciclo: Otilia Lux, con el partido Encuentro por Guatemala y tres diputadas electas por la Unidad Nacional de la Esperanza, UNE: Rosa Zapeta Osorio, Beatriz Canastuj, Elsa Leonora Cú.  En 2011 fueron tres: Catarina Pastor Pérez y Beatriz Canastuj  fueron electas con el partido Patriota y Elza Leonora Cú electa por la Unidad Nacional de la Esperanza.  En 2016 la única mujer maya electa fue Elza Leonora Cu esta vez con el partido Líder y  en 2019 fueron cuatro:   Hellen Alexandra Ajcip por el partido Viva, Vicenta Gerónimo por el Movimiento para la Liberación de los Pueblos MLP, Petrona Mejia por la Unidad Nacional de la Esperanza UNE  y Sonia Gutiérrez Raguay por Winaq

Y muy recientemente, en las pasadas elecciones del 25 de junio fueron reelectas Sonia Gutierrez Raguay y Alexandra Ajcip.   

Es decir, en todos los años de democracia, el máximo de mujeres mayas que han entrado al hemiciclo fue en  2007 y 2019, con cuatro representantes, lo que supone un 2.5 por ciento del total de los 160 diputados y diputadas El partido con mayor representación de mujeres indígenas ha sido la UNE, en 2007. Sin embargo, este número no fue en aumento sino al contrario, el número de mujeres mayas ha ido disminuyendo y este año son solo 2. 

De estas 13 mujeres mayas, electas durante toda la historia de la democracia de Guatemala,  Cuatro de ellas han sido electas en más de una ocasión, siendo Elza Leonora Cu y Aura Marina Otzoy quienes más años ha permanecido en el congreso con 3 periodos seguidos,  a esa lista se suman Sonia Gutierrez Raguay y Alexandra Ajcip con dos periodos. Por el contrario desde 1985 a la más reciente elección han sido electas  98 diputadas ladinas. 

En todas las elecciones desde 1985 ninguna mujer Garífuna ha sido electa como diputada, en las mismas condiciones se encuentran las mujeres Xinkas. 

Diputada encadenada por que no hay nada que celebrar este 15 de septiembre – YouTube

Narradora

En septiembre de 2022 durante una sesión en el hemiciclo para la conmemoración de los 201 años de la independencia de Guatemala,  en medio de las palabras de un integrante de la Junta Directiva, se escuchan gritos de protesta. 

 Los diputados presentes con los rostros atónitos veían una acción simbólica de protesta y resistencia.  Era Vicenta Geronimo encadenada de las manos gritando “ No hay libertad para los Pueblos Indígenas” 

En otra acción parecida Vicenta se vendó los ojos y se negó a cantar el himno nacional, nuevamente como acción simbólica de resistencia. Y cómo olvidar cuando a su llegada al Congreso como parlamentaria rechazó los privilegios asignados a cada diputado, entre ellos un celular personal, fondo de caja chica, seguro médico y la alimentación. 

Vicenta Geronimo es Maya Mam y llegó al Congreso en 2020 por el Movimiento para la  Liberación de los Pueblos MLP el brazo político de CODECA una organización campesina de la Costa Sur fundada en 1992 que posteriormente artículo a más territorios a nivel nacional incluida la ciudad capital.

La legisladora Vicenta Jerónimo condenó la actitud racista de la presidenta del congreso. – YouTube

Vicenta es una de las cuatro diputadas mayas que forman parte de esta legislatura, en múltiples ocasiones ha expresado su apoyo a las comunidades y territorios originarios. 

Vicenta Geronimo

Tampoco es tan fácil que uno llegue con una ideología con un pensamiento de un cambio estructural del país y no es tan fácil verdad porque hay un sistema, hay una política que tienen ellos ya avanzado ya de años.

Narradora

Vicenta Geronimo llegó al Congreso con la agenda y visión de su partido,  que tiene como eje transversal  la construcción de un  Estado Plurinacional, lo que significaba romper con el sistema que conocemos actualmente.  Dentro de las iniciativas que Vicenta ha apoyado se encuentran la Iniciativa de ley No. 6136  ley para protección de la propiedad intelectual colectiva sobre los textiles e indumentaria de los pueblos y comunidades indígenas en Guatemala y la iniciativa No. 6086 ley de biodiversidad y conocimientos ancestrales, que se enfoca en la protección de las semillas nativas. 

 En 2019 Thelma Cabrera la presidenciable del MLP llegó al cuarto lugar en las elecciones, pero solo lograron una casilla de listado nacional.  Esta vez en las pasadas elecciones no lograron ninguna curul por lo que esta organización política tendrá que desaparecer según lo estipulado en la Ley Electoral de Partidos Políticos.

Sin embargo Vicenta remarca que el horizonte político va más allá de unas elecciones.

Vicenta Geronimo

Ahorita hay una coyuntura tan difícil en este momento,  nosotros como Movimiento para la Liberación de los Pueblos  venimos de los movimientos, venimos de las comunidades, venimos desde los territorios, es cierto que legal casi terminan al MLP pero en la política no es así porque nosotros venimos de los movimientos sociales venimos de los territorio de las comunidades. 

Narradora

Vicenta coincide con Sonia, en que los resultados recientes no favorecen a las mujeres mayas que se postularon a las diferentes casillas ya sea distritales o por listado nacional. 

Rosalina Tuyuc y Sonia Raguay hablan de la  necesidad de hacer cambios de fondo para que más mujeres puedan asumir estos cargos.  Y es que no basta solamente con las postulaciones para garantizar las curules, existen otros elementos  los cuales el Estado debe de estar dispuesto a cambiar, por ejemplo la Ley Electoral y de Partidos Políticos. 

En 2016 durante las reformas a la Ley Electoral y de Partidos Políticos, organizaciones de mujeres demandaron que se aprobara un artículo que garantizaba la paridad y alternabilidad en los puestos de elección popular, sin embargo esto no sucedió y de nuevo no se aseguraba la participación de las mujeres y mucho menos la participación de mujeres indígenas. 

Rosalina Tuyuc 

Es muy importante la reforma a la ley electoral y de partidos políticos, sin la cual no se va a lograr tener en realidad una participación equitativa 

Sonia Raguay

 Necesitamos una legislación que pueda forzar a los partidos políticos a que haya una nominación más paritaria, inclusiva y de participación más plural. 

Narradora

Para ambas mujeres mayas hay problemas históricos que recaen sobre ellas al momento de querer postularse y llegar a obtener una Curul.  A las mujeres indígenas les toca demostrar dos o tres veces más su capacidad o idoneidad para poder obtener la confianza de los votantes, mientras que a las mujeres no indígenas si bien les lleva trabajo acceder a estos puestos los números demuestran que en los últimos años ha incrementado su participación.

El patriarcado y el racismo vigente en el país son un obstáculo más para la participación, además de estar acompañado del prejuicio del quehacer político por la desconfianza y el desgaste institucional de los últimos años.

Eva Tecún 

Hay una estigmatización a la función pública el poder postularse, eso también llega a ser una limitante que una no quiere formar parte de espacios en donde hay corrupción, impunidad, en donde ser político en el país no es algo loable. 

Narradora 

Eva Tecún politóloga maya K ́ iche ́ tiene una visión distinta del que hacer político en Guatemala, desde muy joven ha acompañado procesos de organización comunitaria en su territorio de Chuwila, también ha estado vinculada a la organización universitaria y Movimiento de Mujeres Indígenas en el País. 

Por un lado nos encontramos con mujeres que participan e impulsan desde distintos espacios la participación política partidaria de mujeres indígenas y ponen sobre la agenda reformas para lograr incrementar los números, pero también nos encontramos con resistencias en un ámbito más local, el temor a los prejuicios que tendrán que enfrentar desde el espacio privado y lo público.

Música de transición

Los recientes resultados para Eva no son nada nuevos, los números no han sido favorables durante las nueve elecciones que han tenido lugar desde 1985 para las mujeres indígenas.

Eva Tecún

 Viendo esta última lectura que tuvimos en nuestro proceso electoral queda claro que las reglas están dadas, hay un sistema de partidos políticos que definitivamente hay que seguir, hay vicios ya creados, de compadrazgos, negociaciones que hay que seguir, sino no se logra mantener en este caso estas iniciativas de organizaciones indígenas.

Narradora

La ley electoral y de Partidos Políticos no garantiza una participación equitativa y si a eso le sumamos los vicios de las instituciones políticas que menciona Eva y el pensamiento racista de que las mujeres Mayas, Garífunas y Xincas, no pueden y no deben de estar ocupando una curul las impacta fuertemente no solo en época de campaña, sino  en el quehacer cotidiano dentro del Congreso y su agenda de trabajo.  Rosalina y Sonia nos hablan de cómo ha sido enfrentarse a una mayoría de legisladores que no son indígenas. 

Sonia Raguay

Cuesta todavía ver a mujeres indígenas en cargos importantes, en cargos de toma de decisión, yo recuerdo muy bien que los primeros días que llegue al Congreso ya como diputada la gente de protocolo, me pregunta usted es secretaria o asistente de qué diputado, ósea nos ven como en una categoría todavía menor. 

Rosalina Tuyuc

En el caso de las mujeres mayas sufrimos tres o cuatro veces más que una mujer no indígena, el primer lugar el patriarcado, luego la discriminación, discriminación entre mujeres y lo otro el racismo frente a los no indígena. 

El racismo se ensaña con mayor fuerza hacía las  diputadas  que portan elementos de su identidad como la indumentaria  y hablan su idioma, algo que no le ocurre con tanta frecuencia a Alexandra Ajcip Canel, diputada también reelecta para esta legislatura.   Según ella tiene algunas razones para no portar su indumentaria y no hablar el idioma Kaqchikel, pero es firme en decir que se autoidentifica como mujer indígena. 

Alexandra Ajcip 

“El punto está en nosotros cómo nos definimos, yo me defino como una mujer indígena, yo soy oriunda de San Pedro Sacatepéquez, mi padre es indígena, mi madre no es indígena” 

Narradora 

En 2019 el medio digital 502 utilizó el titular “ La candidata que prefiere no usar su apellido en campaña” refiriéndose a la actual diputada Hellen Alexandra Ajcip Canel quien llegó al Congreso por el partido Viva. 

 a lo que ella respondió “Mi nombre es Hellen Magaly Alexandra Ajcip Canel, orgullosa de mis apellidos, orgullosa de mis raíces, orgullosa de ser guatemalteca, si no utilice mis apellidos fue estrategia de imagen que con el equipo de trabajo VIVA implementamos en los distintos afiches”

El hecho de que sus apellidos no fueran utilizados como “estrategia” del partido VIVA, despierta suspicacias sobre el racismo que puede ocultarse detrás de esta decisión. 

El racismo impacta también dentro de las estructuras de los partidos, esto se evidencia desde a quiénes les conceden las primeras casillas, en su mayoría hombres, hombres no indígenas, luego nos encontramos con mujeres, mujeres no indígenas.  Las pocas mujeres indígenas que  logran estar en las primeras casillas lo hacen a través de una diputación distrital, el resto lo hace con casillas de relleno. 

Sonia Gutierrez

Si los partidos políticos en su mayoría son patriarcales son racistas no vamos a tener candidaturas de mujeres y he ahí digamos la razón. 

Narradora

Para la actual diputada Sonia Gutierrez, el tema de representación es algo subjetivo y que hay que seguir discutiendo, porque no siempre la llegada de una mujer indígena al  Congreso puede garantizar una agenda o los intereses de las poblaciones originarias. 

Sonia Gutierrez

El sistema de partidos políticos no está configurado desde una perspectiva de pueblos indígenas si no de partidos políticos, entonces resulta que los diputados o diputadas electas por sus partidos políticos muchas veces va a representar los intereses propiamente del partido y no la verdadera representación en este caso más legítimo de los pueblos o de las mujeres indígenas.

Música de transición

En estas elecciones los partidos más grandes y con las suficientes posibilidades de alcanzar puestos de elección popular, no postularon a Mujeres Indígenas, una vez más la sociedad guatemalteca no tuvo la suficiente posibilidad y diversidad para elegir a mujeres indígenas.  

Las elecciones del 25 de junio para puestos a diputados por listado nacional y distrital, cerró con la elección de 128 hombres y 32 mujeres. 

Rosalina Tuyuc

Todavía nos va a costar un largo camino para que se logre tal vez validar, se logre reconocer, se logre entender, que los pueblos indígenas tenemos ya capacidad pero también el derecho de ocupar todos esos puestos.

Narradora

En la mirada de las exparlamentarias y parlamentarias actuales hace falta mucho por hacer, para lograr una verdadera representación dentro del Congreso, deben de darse cambios en cuanto a la configuración de partidos, leyes que garanticen una cuota de mujeres indígenas y un cambio de pensamiento que atraviesa a toda la sociedad guatemalteca, incluidas las poblaciones originarias.

Investigación, guion, voz y edición Elsa Amanda Chiquitó

Edición de texto Carolina Gamazo. 

Te puede interesar